Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
UN Periódico Digital

Resultados de Búsqueda:

UN Periódico Digital
Violencia en las relaciones entre adolescentes, un problema de salud pública

En los distintos momentos de las relaciones erótico-afectivas entre adolescentes se presentan situaciones de violencia que pueden desencadenar en intentos de suicidio, suicidios, depresión, embarazos no deseados y vulneración de los derechos sexuales y reproductivos.
 

Dichas relaciones se entienden como interacciones esporádicas, ocasionales o habituales entre dos individuos, que ocurren a partir de una atracción hetero, homo o bisexual, y en las que se comparten o no intereses sin implicar cohabitación, compromisos económicos ni un proyecto de familia, como noviazgo, amigovios o amistad.
 

La violencia en dichas relaciones ha estado enmarcada dentro de la categoría de “violencia en el noviazgo” o dating violence, expresión conceptualizada de diversas formas según los contextos históricos, sociales y políticos en los cuales se construye la adolescencia.
 

Puedes leer: “Para quienes han sido víctimas del dolor, no hay opción de olvido”.
 

A partir de ahí, la doctora en Salud Pública Rosmary Garzón González, de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL), planteó como objetivo de su investigación, “interpretar los significados que los adolescentes de Neiva (Huila) construyen acerca de la violencia en sus relaciones erótico-afectivas, según género y orientación sexual”.


En 2017 el Ministerio de Salud y Protección Social registró en Neiva 5.306 casos de violencia de género, ubicando al Huila como el sexto departamento con mayor número de agresiones durante ese periodo.


Como resultado de dicha investigación, la doctora Garzón logró describir cómo a través de la trayectoria de las relaciones erótico-afectivas los adolescentes experimentan distintos tipos de violencia, a las cuales se asocian situaciones como infidelidad, celos, presión emocional, violencia sexual y física, con algunas particularidades si la relación se ha configurado como noviazgo, amigovios o amistad, sexting (envío de mensajes sexuales, eróticos o pornográficos, por medio de teléfonos móviles), violencia psicológica y violencia económica.


Según recoge la investigadora en su trabajo, la violencia en este tipo las relaciones se puede prevenir en la adolescencia, y la interpretación de sus significados permite fortalecer procesos de atención en salud enfocados a población adolescente y el desarrollo de estrategias de prevención.

Una mirada desde la salud y la educación


La investigación se trabajó desde el sector salud, mediante el ejercicio microetnográfico de observación participante y revisión de historias clínicas, centrándose en los casos relacionados con intentos de suicidio y denuncias de género reportados por prestadores de servicios de salud de atención primaria de Neiva al Sistema de Vigilancia Epidemiológica.


De igual forma se abordó el campo educativo, con la orientación de cuatro colegios (dos públicos y dos privados), que analizaron casos presentados por violencia en el noviazgo. También se hicieron talleres con adolescentes y 16 entrevistas, en las cuales se presentaban conflictos en las relaciones erótico-afectivas.


La doctora Garzón enfocó estos eventos en adolescentes entre los 14 y 18 años, de orientaciones sexuales diversas y quienes en sus narrativas mencionaron conflictos en sus relaciones y que convivieran actualmente con padres o cuidadores, pero no con la pareja, residentes en dicha ciudad.
 

Puedes leer: Violencia contra las mujeres, la otra pandemia.
 

Los talleres aplicados a este grupo de adolescentes consistieron en reconocer su autoestima, los tipos de relaciones y conflictos, además de una evaluación de lo que era o no violencia, qué hacer en caso de sufrirla, sobre derechos sexuales y reproductivos. El procesamiento y análisis de la información de las diversas narrativas se categorizó según la teoría fundamentada de la Salud Pública, utilizando el software Nvivo 12.
 

Se revisaron más de 150 historias clínicas, de las cuales se escogieron 22 que cumplían con los criterios de inclusión.


Violencia a lo largo de las relaciones


Los resultados de la investigación arrojaron que en la trayectoria erótico-afectiva de las relaciones existen cuatro momentos específicos en los cuales los adolescentes –según clase social, género, orientación sexual y edad– deciden con quién podrían establecer una relación de noviazgo, de amistad o de amigovios, y en los cuales se presentan distintos tipos de violencia. Estos son:
 

  1. El de interacción y enganche, cuando los adolescentes pueden iniciar su relación desde un contexto virtual, facilitada por el uso de redes sociales abiertas al público. En esta fase existe un riesgo de violencia como el sexting o la violencia por medio de las redes sociales.
  2. El de presencialidad y habitualidad, que surge a partir de las citas y en el cual algunos adolescentes hacen un proceso de “conquista violenta”, empezando con puños, empujones y jalones de cabello como parte de un cortejo.
  3. El momento cuando se configura una relación de amistad, amigovios o noviazgo, y es cuando se ven varios tipos de violencia, incluso la violencia sexual.
  4. El momento de “tensión y estabilización” responde a ciclos de desgaste de la relación. En este se ve control emocional, posesión, celos y violencia física, como golpes, puños y ahorcamiento, cuando corre peligro la vida de la persona y se dejan marcas en el rostro de la adolescente, es entonces se denuncia este tipo de violencia. En este ciclo la violencia se agudiza más, se presentan más situaciones de infidelidad, de traumas emocionales, empieza la violencia psicológica y el chantaje con el daño a sí mismos.


Según la investigación, en los casos de amistad se realiza una denuncia sobre todo cuando por el consumo del alcohol se aprovechan de las adolescentes para tener sexo con ellas, mientras quedan en estado de indefensión y se ejerce violencia sexual; en cambio, si la violencia sexual es generada en el noviazgo esto no sucede y se considera invisible porque se escuda en el compromiso, y bajo un falso consentimiento.

Además expone que las relaciones de amigovios –al no haber compromiso de fidelidad ni exclusividad, por utilizar en mayor medida las herramientas visuales– se convierten en un escenario que se presta fácilmente para romper acuerdos de confidencialidad como el tratamiento de información privada, como fotos y videos, lo cual es considerado otro tipo de violencia sexual que genera mucha carga emocional para la adolescente y lleva a intentos de suicidio.


La violencia económica se presenta como parte de una impostura de las relaciones entre adolescentes similares a relaciones de una pareja adulta, en la cual el embarazo, producto de estos ciclos de tensión y reconciliación de las relaciones, se convierte en el escenario propicio para el control económico y la continuidad de la violencia; así se finalice la relación, su continuidad se da frente a un otro denominado hijo.
 

Te puede interesar: Propuesta para la reparación integral de las víctimas del conflicto armado en el sistema judicial.
 

Visibilización de la violencia


Para la psicóloga Myriam Oviedo Córdoba, doctora en Ciencias Sociales Niñez y Juventud, y docente de la Universidad Surcolombiana, la investigación de la doctora Garzón visibiliza una situación que muchas veces es ignorada o menospreciada, en el sentido de que hay una idea de que las relaciones entre los adolescentes no son importantes, sino que son un “ejercicio” para aprender a ser adultos.


Dicho estudio expone que los jóvenes establecen relaciones amorosas en las cuales se mezcla la violencia como una expresión del amor, como una forma de este, y si no se trabaja, su aceptación y normalización seguirá en aumento. Además señala que la violencia en Colombia es un fenómeno cultural, que se instaura en un modelo patriarcal, y que tiene que ver con mecanismos de control y dominación, entre otros, y que se expresa en todos los escenarios de la vida social y política.


“La violencia es considerada como un problema de salud pública, precisamente porque –de un lado– tiene expresiones en las lesiones físicas, pero también, y de manera más invisible, de carácter afectivo y de salud mental”, sostuvo la Psicóloga, añadiendo que como padres de familia y ciudadanos se debe cuestionar si la violencia, castigar al otro, humillarlo y ofender es la manera correcta de educar.


Según los resultados del estudio, mayoría de los adolescentes tienen relaciones familiares resquebrajadas, en las cuales no hay figuras protectoras maternas o paternas, así el novio o el amigo se convierte en una referencia afectiva muy importante, razón por la cual es muy importante fortalecer las relaciones familiares, que los padres estén muy cercanos a los hijos, sin que esto signifique control, pero sí comunicación.


“Tanto el papá como la mamá deben saber quién es el novio o novia de su hija o hijo, quiénes son sus amigos, cuál es su círculo relacional, sin esa obsesión por el control, sino con una idea pedagógica de aprender de lo que está pasando, porque de ahí provienen todas las fuentes de violencia”, puntualizó la doctora Oviedo.


La investigación de la doctora Garzón pone en la escena pública que la violencia es un asunto inherente a las estructuras de las relaciones de todo tipo, y en las cuales hay una serie de efectos sobre las subjetividades femeninas y masculinas que afectan a las personas de forma invisible hasta cuando se destaca en intentos de suicidios, suicidios, lesiones físicas, intentos de homicidios, homicidios y feminicidios.


En algunos casos estas afectaciones emocionales llegan a ser mucho más profundas que las físicas; están allí, circulan en la vida cotidiana y se constituyen en un problema de salud mental, en la modificación de cómo se ve el sujeto, cómo se relaciona con los otros y cómo esas formas de relación se siguen reproduciendo de forma cíclica.
 

Consulta aquí la tesis “Violencia en las relaciones erótico afectivas entre adolescentes”.

Relacionados

9,571,1751,3627,3628,3629,2439,3630

Las enfermedades zoonóticas han existido desde que los primeros asentamientos humanos empezaron a domesticar animales, e incluso desde antes, pero lo...

Ante la desaprobación de la reforma política adelantada por el actual gobierno, y la necesidad latente de cambios en el sistema político y electoral,...

La planta de origen y uso ancestral en la Amazonia colombiana ha tenido desarrollos diferentes tanto en el país como en Brasil y Perú. De la mano de...

Modifying the customs of users and renew the technology of equipment are some of the strategies included in implementing the power efficiency plans...

Un dispositivo electrónico que permite conocer de forma rápida y eficaz la capacidad funcional del adulto mayor, y que tiene un valor aproximado de 20...

Consejo Editorial