where to buy a sociology essay for 8 hours pictures of kids doing homework best dissertation writer#39s block how to start an essay for a college application research proposal phd english literature research papers on homework after school detention assignments
Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
UN Periódico Digital

Resultados de Búsqueda:

UN Periódico Digital
Criptomonedas: una herramienta riesgosa, pero de uso inminente

Al hablar de criptomonedas o monedas virtuales se vienen varias ideas a la cabeza: que es necesaria una conexión a internet, que es difícil conseguirlas y usarlas, si son legales, que se debe conocer sobre inversiones y manejo, y saber en qué momento “moverse”. Pero cuando su uso se plantea en un país con barreras tecnológicas y de educación financiera como Colombia, surgen además limitantes como la necesidad de tener recursos tecnológicos y conocimientos técnicos necesarios para usarlas.


Más que una palabra “de moda”, esta se refiere a toda una gama de desarrollos tecnológicos que utilizan criptografía, una técnica para proteger la información al momento de transportarla en un formato ilegible, que solo puede ser descifrado o desencriptado por alguien con una clave secreta. Dicha tecnología se aplica a una moneda que funciona únicamente de forma digital y que no posee activos físicos equivalentes como oro, monedas o billetes.


Según Coin Market Cap, actualmente existen alrededor de unas 2.253 criptomonedas en el mercado, que van desde el Bitcoin –las más conocida, protegida a través del uso de esta técnica y que utiliza un sistema de claves digitales públicas y privadas– con una capitalización de mercado de más de 220 mil millones de dólares, y con la cual una persona puede realizar transacciones a cualquier destino a través de internet, sin requerir de intermediarios como las entidades bancarias.


Por venir de la tecnología blockchain –o cadena de bloques–, la criptomoneda permite que todos los entes que están conectados, intercambiando información en una misma red (como en el caso de las criptomonedas), tengan el registro de las operaciones que se están realizando de manera simultánea, lo que dificulta la falsificación o las intenciones de fraude.
 

Puedes ver: La Cuarta Revolución no da espera.
 

“Cuando se hace una transacción contable en términos tradicionales, existe un libro principal en cual que se lleva un registro del histórico de las transacciones. Sin embargo, cualquier persona puede cambiar todos los valores del sistema contable haciéndolo vulnerable, algo que es casi imposible en la cadena de bloques, ya que genera miles de copias, y vulnerarlas requiere de costo computacional muy alto”.


Así lo señala Camilo Arturo Fajardo Gartner, magíster en Administración de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL), quien en su investigación expone los principales factores que inciden en la intención de uso de las criptomonedas desde la perspectiva del comportamiento del consumidor en Bogotá y zonas periféricas.


Según el investigador, estos factores han sido analizados en diferentes modelos que estudian la adopción de este tipo de tecnologías: “en nuestro estudio se destacan algunos como las dificultades tecnológicas para su apropiación y una incierta percepción social sobre su uso, aún por encima del riesgo inherente”.


En su trabajo, el magíster analiza modelos orientados al uso y la apropiación de esta tecnologías a partir de 5 constructos (construcción teórica para resolver un problema determinado) previamente elegidos, con base en los cuales aplicó encuestas simples con preguntas orientadas a 103 usuarios de criptomonedas en el país, mayores de 18 años con acceso a internet.


Los constructos definidos fueron:

  • expectativa de desempeño: cómo considera el individuo que el uso de esta tecnología puede ayudarle a generar ganancias;
  • expectativa de esfuerzo: grado de facilidad con el que el usuario considera que llegaría a emplearla;
  • influencia social: importancia de las otras personas sobre el consumo de ese bien o servicio;
  • condiciones facilitadoras: entorno que le facilita al usuario, y
  • el riesgo percibido: si el empleo de esta tecnología les resulta alto o seguro a los usuarios.


Uno de los principales resultados tiene que ver con que la percepción de riesgo influye negativamente en la intención de usar criptomonedas, pues a mayor riesgo habrá menos intención de usar el bien o servicio, según manifestaron los encuestados.
 

Puedes escuchar: Big Data en bancos, entre la fidelización y el control.
 

Una moneda con potencial


Esta alternativa transaccional apareció por primera vez en 2009, cuando en Estados Unidos una persona compró una pizza con bitcoins, lo cual –según el investigador– catapultó esta tecnología. Sin embargo, y pese al auge que la ha rodeado en los últimos años, en Latinoamérica esta sigue siendo un tema poco discutido, pues para algunas personas se muestra como algo ilegal o ilegítimo.


Aunque entidades como el Banco Mundial (BM) y otros estamentos financieros recomiendan que para que Colombia mantenga su calificación debe establecer reglas básicas para el control de esta tecnología, la legislación del país sigue sin ser clara sobre el uso de criptomonedas.


La forma más sencilla de adquirir criptomonedas es a través de empresas que fungen como intermediarios: “funciona de forma similar a como se invierte en acciones, pues la persona puede comprar una cantidad determinada, representada por la fluctuación que la criptomoneda tiene en ese momento”.

Otro de sus usos radica en saber “minar” o crear monedas nuevas; así, a través de un hardware se validan muchas operaciones de cadenas de bloque y procesos computacionales con algoritmos específicos que generan más criptomonedas. Sin embargo, dicho proceso es mucho más complejo y requiere de recursos computacionales disponibles.


Otra forma de ganar dinero con ella se basa en su intercambio. No obstante, este rol se enfrenta a muchas restricciones legislativas, ya que las personas deben recibir y entregar tanto criptomonedas como dinero de la moneda del país en el cual decidan operar.
 

Confianza y control


Por ser una tecnología disruptiva, esta moneda se basa en la confianza que puedan tener los usuarios sobre ella, así como la tienen las personas que confían en que su dinero se encuentra en su cuenta bancaria, pese a no tenerlo físicamente.


Según el estudio “Índice Global de Criptousuarios 2021” de Binance Research, que busca conocer los usos y preferencias de las monedas digitales en todo el mundo, el 52% de los usuarios que realizan criptoinversiones lo ven como un medio para obtener ingresos.

Sin embargo, agrega que esto no se basa en la economía tradicional, en la cual los activos estaban respaldados por oro, monedas o certificados de valor, entre otros.


El problema de que la confianza sea el talón de Aquiles de esta tecnología es que en el momento en que alguien retire su confianza de alguna de las criptomonedas usadas, inmediatamente esta pierde el valor que representa, o se puede reducir significativamente; eso quiere decir que si una persona está invirtiendo grandes cantidades de dinero, así mismo podrá perderlo.

Para el magíster Fajardo, esta tecnología no requiere de una infraestructura tecnológica muy amplia, sino de legislación y control para su uso, por lo que en Colombia podría implementarse de una forma más legítima con el paso del tiempo. “La criptomoneda es algo que será cada vez más común para los diferentes países, y por su parte la aplicación de la tecnología de cadena de bloques será cada vez más inminente, por lo que el país no está lejos de voltear su mirada a esta forma de transacción”.

Relacionados

9,3357,4840,4841,4842,4843,4844,4845

Mejorar el diagnóstico de enfermedades neuronales, manipular prótesis o sillas de ruedas con el pensamiento, identificar los procesos químicos y...

Although cryptocurrencies have had great acceptance in the world as a new monetary and transactional alternative, in Colombia its users consider it a...

En el centro de Bogotá, dos edificios de diseño internacional, construidos por manos colombianas en los años 50, parecen tener como destino su...

Nacida en Medellín en 1907, Débora Arango fue una artista cuya pintura expresionista causó gran estupor en la sociedad conservadora de la época debido...

La clave para combatir la marchitez vascular en tomates, causada por un tipo de Fusarium oxysporum y considerada como la principal enfermedad en su...

Consejo Editorial