Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
Periódico UNAL

Resultados de Búsqueda:

Periódico UNAL
El Cesar, un departamento dinámico, desde sus microrregiones culturales, económicas y geográficas

En 2019 la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede de La Paz inició el proyecto Laboratorio de Paz Territorial, que se define como un espacio interdisciplinario de encuentro entre esta alma mater y los territorios del Cesar para pensar la paz a pequeña escala. Entre sus objetivos está aportar a la construcción de reconciliación y paz sostenible desde los territorios mediante la consolidación de un modelo intersedes que potencie el carácter nacional de la Universidad.

Este es un laboratorio que valora las comunidades desde sus características culturales, sociales, históricas y las reconoce como dueñas de saberes y conocimientos sobre los ecosistemas presentes en sus territorios.

 

A través del Laboratorio, se propone co-construir conocimientos mediante el diálogo de saberes; la formación complementaria de los estudiantes, y la investigación aplicada a temas como los valores sociales colectivos, los sistemas agroalimentarios y productivos, el ordenamiento territorial y ambiental, y los conflictos territoriales, frontera, democracia, inclusión y gobernabilidad. 

 

Igualmente se busca divulgar los valores que han permitido que el Cesar, a pesar de haber sido víctima del conflicto armado, sea un departamento que se mantiene unido y con una gran diversidad para mostrar. 

 

Dentro de los objetivos también se espera entender el ordenamiento y los conflictos de diferente índole que hay en diferentes partes del Cesar, teniendo en cuenta que la tierra es el tema central del Acuerdo de Paz, y si este no se ha resuelto, no se puede entender la construcción de paz y reconciliación. Un cuarto aspecto es entender todo lo concerniente a la migración venezolana y la inclusión teniendo en cuenta la cercanía del Cesar con la frontera.

 

Una de las actividades adelantadas por el Laboratorio fue recorrer la mayoría de los 25 municipios del Cesar haciendo entrevistas profundas y hablando con diferentes actores de la región como líderes, organizaciones de la sociedad civil y asociaciones de productores, para entender lo que están pensando sobre cómo construir su territorio en el futuro. 

 

También se ha desarrollado una estrategia para divulgar el impacto de actividades como la pesca, el cultivo de cacao, café y cítricos, la ovinocultura, la caprinocultura y el ecoturismo. 

 

Otra de las actividades son las estrategias para dar a conocer el potencial creativo de las comunidades a través de las artesanías, como por ejemplo las esteras de Chimichagua, las mochilas arhuacas, las kankuamas, las tallas de madera, los objetos en taruya y otros productos artesanales que son activos ancestrales y que con su producción aportan a la economía familiar. 

 

Nos interesa mucho porque generalmente son las mujeres quienes trabajan en este renglón específico y hay un potencial creativo muy interesante ya que están innovando todo el tiempo y es necesario reconocer esto como producción para las familias. 

 

Igualmente se ha trabajo en impulsar la creación de agendas productivas para el sector rural cesarense a fin de incentivar las alianzas entre la cadena de producción, fortalecer la estructura base de la producción, generar modelos de valor más justos y competitivos para cada uno de los actores de la cadena e impulsar las actividades productivas a futuro. 

 

Un interés especial del proyecto Laboratorio de Paz Territorial es el del valor justo y que las asociaciones y organizaciones reciban por los productos un precio acorde con el trabajo que implica producirlo. 

 

Igualmente se han investigado los principales conflictos de ordenamiento territorial y ambiental en el Cesar, como el de los Yukpas con los campesinos; el de las sabanas comunales en el corregimiento de Costilla, municipio de Pelaya, y otros que han aparecido hace poco. Hasta el momento podemos deducir que son conflictos que necesitan gestión y resolución. 

 

Cuatro afirmaciones

 

Una de ellas es que no creemos que la paz sea algo abstracto, sino que esta se construye a nivel micro y nanolocal, porque si logramos que en estos pequeños territorios aparezcan nuevas dinámicas de paz, sabemos que estamos en el camino correcto. 

 

Se ha encontrado que en la mayoría de los territorios los habitantes estuvieron expuestos al conflicto armado, hubo desplazamientos y muertos, pero que es allí en donde se adelantan iniciativas productivas innovadoras, con esfuerzos personales, familiares y asociativos, pero con poca o nula articulación con las políticas públicas rurales o con el sector privado. 

 

En el sector rural cesarense existe una mayor conciencia sobre la importancia de la seguridad y la soberanía alimentaria, por ello el policultivo en las parcelas y fincas es una realidad presente. Hemos encontrado que la economía familiar ha incorporado discursos modernos sobre la necesidad de convertir sus fincas y parcelas en iniciativas empresariales en donde se transforman los productos. 

 

El Cesar es un departamento dinámico, desde sus microrregiones culturales, económicas y geográficas, pero que se desconocen entre sí. Las organizaciones de base cívica que están transformando los territorios deben recibir el apoyo necesario para que sigan trabajando.

 

Otro hallazgo es que hay asociaciones y organizaciones empoderadas que están retejiendo las relaciones sociales y que están interesadas en convertirse en los nuevos agentes económicos territoriales a escala micro. 

 

Igualmente encontramos que muchos productos agrícolas tienen gran futuro y merecen ser investigados, ya que pueden desarrollar las cadenas productivas, como en el caso del cacao, el café, los ovinos, caprinos, los cítricos, los peces y la uva de corozo. 

 

Al finalizar el proyecto, el Laboratorio de Paz Territorial espera visibilizar ,a través de un libros y una serie de videos, todos los hallazgos por medio de semblanzas a 100 personas emblemáticas a nivel microlocal, junto a un mapeo de organizaciones que conforman el capital social cívico con el cual se puede contar.

Perfil

Lucía Eufemia Meneses Lucumí

Profesora de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede de La Paz; investigadora del Laboratorio de Paz Territorial de la misma Sede. Antropóloga de la Universidad del Cauca; magíster y doctora en Antropología de la Universidad de los Andes.

Claudia Mosquera Rosero-Labbé

Profesora de la UNAL Sede de La Paz; investigadora del Laboratorio de Paz Territorial de la misma Sede. Directora del grupo de investigación Igualdad Racial, Diferencia Cultural, Conflictos Ambientales y Racismos en las Américas Negras (Idcarán) de la UNAL.