Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
UN Periódico Digital

Resultados de Búsqueda:

UN Periódico Digital
¿Qué se puede aprender de la emigración ecuatoriana para el debate sobre los venezolanos en Colombia?

La emigración  ecuatoriana a España  permite plantear varias preguntas oportunas para entender los desafíos que representa la actual emigración venezolana en los países andinos y latinoamericanos: ¿acaso se están generando hoy los mismos estigmas hacia los venezolanos en Colombia que hacia los ecuatorianos en España hace 17 años? ¿Quiénes producen o reproducen dichos estereotipos de la mujer prostituta, del migrante vagabundo desahuciado? ¿A que obedecen estos temores y discursos? ¿Cómo se puede aprender de otros procesos migratorios para no repetir errores y propiciar una mejor integración social, laboral o cultural? (Massal, 2009; Sassen, 2003).

Las migraciones suelen ser vistas como un elemento desestabilizador de los países receptores, aunque cada sociedad tiene una forma singular de reaccionar frente a este desafío, según su propia trayectoria histórica o migratoria (V. de Wenden 1999). Siendo Colombia un país de emigración que se está convirtiendo en un país de inmigración, al ser receptor de una franja sustancial de la actual migración venezolana, es pertinente preguntarse cómo ha recibido el país a esta población vecina.

Por el momento se observa cierto desconcierto institucional y social frente a la magnitud del fenómeno, y a veces desconfianza, pero también se pueden evidenciar muestras de solidaridad. El desconcierto puede provenir de un desconocimiento respecto a diversos aspectos: ¿qué tan duradera será la llegada de migrantes? ¿Ellos se van a quedar y cuánto tiempo? ¿Cómo se van a integrar? ¿Qué repercusiones tendrá para la sociedad colombiana que enfrenta ya una serie de desafíos sociales y económicos?

Esas preguntas, no obstante, son recurrentes en todo proceso migratorio (Roll y Gómez 2010). Por ende, es pertinente recordar experiencias tal vez un tanto olvidadas de países latinoamericanos que atravesaron crisis migratorias similares (Massal, 2010).

Ecuatorianos en España: ¿un proceso olvidado?

La migración procedente de Ecuador a España se acrecentó repentinamente en 2001-2002, como resultado de la crisis económica y bancaria de 1999. A pesar de los vínculos históricos y culturales entre Ecuador y España, la migración ecuatoriana sufrió de varios obstáculos al integrarse en España, aunque con diferencias según las categorías sociales de migrantes (Pujadas y Massal, 2002).

En efecto, la inmigración ecuatoriana se podría caracterizar en tres categorías. Para empezar, una población campesina/obrera que llegaba a los campos en la agricultura (especialmente en zonas de agricultura extensiva), inicialmente en movimientos de corte estacional, pero cada vez más se quedaban, en vez de ir y volver, puesto que la entrada se volvía más difícil y la salida más riesgosa.

En segundo lugar, una mano de obra más calificada y joven, a menudo estudiantil, más bien asentada en grandes urbes, que buscaba lograr la residencia o la doble nacionalidad, pero también venía a trabajar para ahorrar, ya fuera para regresar luego o para apoyar a sus familias. En tercer lugar, la población femenina ecuatoriana crecía (pero también la de otros países latinoamericanos), puesto que las mujeres venían a responder a una necesidad social importante en España, cuya población envejecía: el cuidado de mayores. Esa población femenina se encontraba en condiciones laborales o migratorias muy difíciles, por no contar con protección laboral.

En el análisis del proceso migratorio se observaron varios estigmas, tanto en discursos mediáticos como políticos. La principal estigmatización la recibían los campesinos o la población agrícola que se percibía como una población inestable, esquiva, difícil de controlar y sospechosa de venir a traficar papeles. Así mismo, las mujeres enfrentaban el estigma de ser vistas como prostitutas o coordinadoras de redes de tráfico humano, o de tráfico de papeles por matrimonio “gris”.

Sin embargo, en las noticias los ecuatorianos generalmente eran relacionados con los colombianos, como víctimas o como cómplices de sus redes de tráfico. Es importante resaltar esto en un país con el que se comparten raíces lingüísticas y culturales importantes.

Reflexiones y enseñanzas para el debate en Colombia

La principal respuesta a cómo se puede aprender de lo ocurrido para tener en cuenta en lo que sucede con la emigración de venezolanos hacia América Latina en general y Colombia en particular es la de fomentar un mejor conocimiento acerca de la migración como proceso y de los migrantes como personas, pues es bien sabido que los sentimientos de xenofobia crecen en poblaciones o regiones más apartadas de la migración, o más desconocedoras de los motivos de los que emigraron y de las etapas de su proceso migratorio.

Dicho conocimiento debe construirse entre la academia, los medios de comunicación y las autoridades, con base en información clara y fidedigna. El mayor reto es que esta es justamente la que escasea, cuando se incrementa la ola migratoria nueva, por falta de datos y diagnósticos actualizados confiables. De ahí la necesidad de mirar retrospectivamente los procesos similares en países parecidos.

La migración es un asunto que tiene varias dimensiones legales, políticas, sociales o culturales, complejidad que la relaciona con procesos de manejo poblacional sensibles, pero también con la capacidad de la sociedad acogedora de organizarse para propiciar dicha integración según sus propios intereses o sus propias aspiraciones.

 

Referencias citadas:

Massal, Julie. (2010). Migración y derechos humanos: tensiones y desafíos. En Roll David y Gómez Diana. Migraciones internacionales: crisis mundial, nuevas realidades, nuevas perspectivas. Bogotá: IEPRI, Universidad Salamanca, “Iberoamérica Soy Yo”, Universidad Nacional, pp. 257-278.

Massal, Julie. (2009). La migración en contexto de globalización: desafíos estratégicos e implicaciones para los derechos humanos. En Jaramillo Grace (comp.), Relaciones internacionales: nuevos horizontes. Quito: FLACSO-Ecuador & Ministerio de Cultura, 1a ed., p. 215-241.

Pujadas, Juan José y Massal, Julie. (2002). Migraciones ecuatorianas a España: procesos de inserción y claroscuros.Revista Iconos. Quito, Ecuador: FLACSO, 14, p. 67-87.

Roll, David y Gómez, Diana. (2010). Migraciones internacionales: crisis mundial, nuevas realidades, nuevas perspectivas. Bogotá: IEPRI, Universidad Salamanca-“Iberoamérica Soy Yo”, Universidad Nacional, pp. 257-278.

Sassen, Saskia. (2003). Contrageografías de la globalización. Barcelona: Ed. Traficantes de Sueños.

Wihtol de Wenden, Catherine. (1999). Faut-il ouvrir le s frontières ? Paris: Presses de Sciences Po.

Relacionados

498,1637,68,290,38,1638,529,1639,59,1640

La especulación proveniente desde los fondos de inversión internacionales han puesto en jaque al mercado del grano en el mundo, el cual, además de los...

Intervenir directamente en Venezuela implica tener medidas sociales para los refugiados, y bajo ninguna circunstancia Trump aceptaría refugiados...

El fenómeno migratorio pasó de ser un flujo de ciertos individuos o familias, a ser caravanas de miles de personas a las que ningún Estado está...

Los efectos negativos que señalan con frecuencia los medios y el discurso xenófobo de varios líderes políticos ha puesto de nuevo al fenómeno en los...

Un nuevo sistema de medición permitirá crear métodos de protección más acordes con la geografía de Colombia, uno de los países con mayor presencia de...

Consejo Editorial