Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
UN Periódico Digital

Resultados de Búsqueda:

UN Periódico Digital
    El largo camino para prohibir el asbesto en Colombia

Desde hace más de 12 años, en Colombia se han planteado iniciativas que apuntan a la prohibición total del uso del asbesto en todas sus formas. El camino ha estado lleno de dificultades y obstáculos. En seis oportunidades se han presentado proyectos de ley con este propósito, los cuales no lograron superar el debate en la respectiva comisión del Congreso.

En la segunda legislatura de 2017 el proyecto de prohibición del asbesto en Colombia, liderado por la senadora Nadia Blel, se aprobó en la Comisión Séptima del Senado. Queda pendiente su paso por la plenaria del Senado, que lo programó para su sesión de hoy, y por la Cámara de Representantes.

Se detectaron 14 casos positivos por exposición al asbesto, o sea una tasa del 13,7 %, una cifra muy superior a las tasas de morbilidad y mortalidad reconocidas en el país.

Es importante destacar que el avance en la conciencia sobre los peligros del asbesto se expresó en la audiencia pública. Representantes de la ONG Greenpeace, de algunas universidades, y en especial del Gobierno y de ministerios como el de Salud y Protección Social, además del Instituto Nacional de Cancerología, respaldaron el proyecto de ley y la interdicción del asbesto. Como era de esperarse, los representantes de la industria del asbesto se opusieron al proyecto de ley.

A comienzos de este año, la Contraloría General de la República recomendó la prohibición total del asbesto (producción, transformación, comercialización, exportación y similares). Por otra parte, en un trabajo realizado entre la Fundación Colombia Libre de Asbesto, la Universidad Nacional, la Fundación Universitaria Juan N. Corpas y la Universidad de Drexel (EE. UU.) se estudió el caso de 102 trabajadores de la industria del asbesto en Colombia y gracias al apoyo y la experiencia de los doctores Arthur Frank y Gabriel Bustillo, se detectaron 14 casos positivos por exposición al asbesto, o sea una tasa del 13,7 %, una cifra muy superior a las tasas de morbilidad y mortalidad reconocidas en el país, las cuales reflejan desconocimiento y manejo deficientes de esta problemática.

El mismo lobby que hizo la industria del tabaco

En este largo proceso, la industria del asbesto, siguiendo el ejemplo de la industria del tabaco, ha creado, promovido y financiado organizaciones que se encargan de hacer lobby para obstaculizar o impedir, en todos los niveles de los gobiernos, el avance de iniciativas que desemboquen en el control efectivo y la prohibición. Se trata de intereses ciertamente poderosos.

Para citar solo dos ejemplos en Colombia: el actual dueño de Eternit es el grupo Elementia de México, uno de cuyos accionistas es el millonario Carlos Slim y cuenta con la defensa del abogado colombiano Ramiro Bejarano. Incolbestos –de propiedad del empresario Nayib Neme– tiene en su nómina a la oficina de abogados DLA Piper Martínez Neira, del actual fiscal general de la Nación.

Está bien probado que el crisotilo produce asbestosis, mesotelioma y cáncer de pulmón, de laringe y de ovario, entre muchas otras afecciones.

Estas y otras empresas de Colombia están agremiadas en Ascolfibras, que se ha encargado de realizar el lobby del asbesto con el argumento de que practican su “uso seguro”, supuestamente sin consecuencias para la salud de los trabajadores. Cabe mencionar que la empresa Skinco-Colombit –de propiedad de la multinacional belga Etex, con presencia en más de 40 países alrededor del mundo– dejó de utilizar el asbesto en 2002 y adoptó tecnologías limpias.

En este contexto de intereses contrapuestos, esperamos que el proyecto de ley pueda avanzar satisfactoriamente hasta convertirse en ley ordinaria de la República. Qué finalmente prevalezca la defensa de la vida y la salud.

¿Por qué es necesaria la prohibición?

El asbesto es el nombre genérico para una variedad de minerales silicatos cuyos cristales se dan en forma de fibras. El crisolito ha sido la única forma de asbesto de minería, comercializado masivamente en las últimas dos décadas.

En 2013, el crisotilo tuvo un uso global de cerca de 2 millones de toneladas métricas. Rusia, China, Kazakhstan, Brasil y Canadá producen el 93 % del total y el 90 % de la producción se utiliza en materiales de asbesto-cemento: pisos, tubos, tanques de agua, pinturas, piezas de vehículos y otros similares.

Está bien probado que el crisotilo produce asbestosis, mesotelioma y cáncer de pulmón, de laringe y de ovario, entre muchas otras afecciones. También está constatado que no existe un nivel mínimo de seguridad en el uso de ninguna forma de asbesto. Por otra parte, una larga experiencia indica que existen sustitutos seguros para reemplazar el crisotilo.

Por estas razones, numerosas instituciones han pedido la prohibición de todas las formas de asbesto:

  • La Organización Internacional de Comercio (2001)
  • La Organización Internacional del Trabajo (2006)
  • La Comisión Internacional de Salud Ocupacional (2013)
  • El Comité de Política Conjunta de las Sociedades de Epidemiología (2012)
  • La Declaración de Helsinki (2014)
  • El Collegium Ramazzini (2015)
  • La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) (2015).

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) emitió en 2006 una declaración que llama a ponerle fin al uso de todos los tipos de asbestos, como el medio más eficaz para eliminar las enfermedades relacionadas con estos. En 2012 esta posición fue ratificada y reforzada por el Centro Internacional sobre Investigaciones sobre el Cánces (IARC, por sus siglas en inglés).

Las declaraciones y decisiones institucionales se han acompañado de decisiones en políticas públicas de los países. Buena parte de las naciones industrializadas han cesado el uso de asbestos, y al menos 55 países han aprobado leyes que prohíben el uso de todas las formas del mineral, el más reciente Brasil.

Relacionados

842,843,38,471,844,359

Su aprobación en procesos legislativos opacos y sin mayor claridad para la opinión pública convierten las exenciones en una especie de evasión, a...

Ciudades y departamentos donde vive el 48,6 % de la población del país como Bogotá, Antioquia, Cundinamarca, Valle del Cauca y Santander, concentran...

Este árbol americano, originario de la cuenca del Amazonas, es una alternativa para sustituir cultivos ilícitos como la coca, porque se produce en los...

Ninguno de los candidatos apuesta por destrozarlos porque no es tan sencillo, ni están interesados en gastar su capital político en una batalla de...

Al cumplirse hoy siete décadas del crimen del líder liberal, Jorge Eliécer Gaitán, no hay certeza de qué pasó. Ni siquiera la escena del crimen se...

Consejo Editorial