Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
UN Periódico Digital

Resultados de Búsqueda:

UN Periódico Digital
Coronavirus, un duro golpe para las industrias internacionales

En una época normal, cuando se acercaba el verano europeo (desde junio) los vuelos tenían no solo mayor frecuencia sino también un precio elevado. Ahora no solo las reservas deben hacerse después de julio, sino que los vuelos se encuentran cancelados. Destinos como China, Japón, Corea del Sur o Italia tienen la mínima frecuencia.
 

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) aseguró que a la fecha el impacto en los ingresos de las aerolíneas mundiales por el COVID-19 se acerca a los 29.300 millones de dólares (unos 27.150 millones de euros).

Puedes leer: Ciencia abierta, esencial para estudio del coronavirus.
Para Carlos Aquino, profesor de Economía Internacional y Asiática de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Lima, Perú) y coordinador del Centro de Estudios Asiáticos de la misma institución, “el golpe más fuerte e inevitable ha sido para la industria de la aviación; el turismo ha caído, pues los turistas chinos son los que más viajan (alcanzan el 16 % de viajeros totales) y son los responsables del 20 % de los ingresos por sus gastos durante los viajes. En destinos como Japón, Corea o Tailandia la tercera parte de los que ingresan son chinos, y el golpe es bastante duro”.


Aquí puedes ver los lugares ya confirmados con coronavirus y los que están en sospecha:

 

Según la Organización Mundial para la Salud (OMS), “los coronavirus (CoV) son una amplia familia de virus que pueden causar diversas afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como ocurre con el coronavirus causante del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el que ocasiona el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV)”. Este nuevo coronavirus –bautizado COVID-19– fue notificado por primera vez en Wuhan el 31 de diciembre de 2019. Veinte días después, la capital de la provincia Hubei fue puesta en cuarentena.
 

“Todo está quieto en Wuhan, una ciudad china muy importante por la gran cantidad de fábricas de electrodomésticos y celulares que operan allí, y ahora todo se ha paralizado. En el resto de China muchas fábricas abren pero trabajan en un 50 % o menos por las restricciones del movimiento de personas y del transporte. Como se sabe, China produce el 90 % de los computadores, 70 % equipos de aire acondicionado y el 80 % smartphones”, agrega el profesor Aquino.
 

“Si la situación se prolonga un mes más podría haber escasez de bienes, partes y componentes para televisores, radios y agudizarse la escasez que ya hay para los automóviles que se fabrican en varias partes del mundo”, señala el docente peruano. Sin embargo China, por tener una economía estable, puede sobrellevar la situación de detener el país por completo, pues lo importante es que el contagio interno disminuya y su población pueda recuperarse.

 

Puedes ver: Coronavirus: ¿cómo manejarlo en Colombia?.



Como se ha visto, los chinos pueden construir hospitales de alto nivel solo para tratar la enfermedad, en los cuales el cuerpo médico y de enfermería a cargo hace esfuerzos extremos para atender a los pacientes contagiados con el COVID-19, contrario a lo que ocurre en países inestables y vulnerables que no cuentan con un sistema de salud consolidado ni dinero en reserva para responder por los casos de contagio.
 

“La situación es más preocupante en Corea, Irán e Italia porque no tienen los recursos económicos y podrían llegar a una recesión... Italia está muy conectada con toda Europa y el temor ahora es que el virus se convierta en una pandemia”, explica el profesor Aquino.

 

Latinoamérica no estaría preparada


Frente a los asiáticos, algunos países latinoamericanos están en desventaja porque los sistemas de salud no alcanzan a cubrir a todos los pacientes en picos normales de enfermedades, el acceso no es gratuito y los servicios no son tan eficientes.
 

Mientras que los asiáticos pueden optar por adaptarse a formas de empleo como el home office o la flexibilidad horaria, en Latinoamérica estos beneficios no aplican para todos los tipos de contrato, a lo que se suma el precario sistema sanitario, que se destaca por el poco acceso a los medicamentos y la baja atención o tardanza en citas médicas.
 

Según la encuesta del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae) aplicada a 1.281 trabajadores de la salud en 18 países de América Latina, a los principales problemas del sistema de salud se debe sumar la falta de equipos en los hospitales, que incluyen cuartos, clínicas, camas y quirófanos.
 

También se suma la volatilidad del dólar, que en países como Colombia ha pasado la barrera de los 3.500 pesos, lo que aumenta la deuda externa que se paga en dólares; así mismo el precio del cobre, tan importante en países como Perú, ha bajado un 10 % de su valor en este año.
 

En febrero de 2020 la bolsa de Italia se desplomó más del 5 %, el Brent bajó casi 4 %, el precio del petróleo fluctúa con el pasar de los días mientras que el cobre bajó su precio, y el oro es cada vez más el elemento más preciado.

 

Para el experto, esta situación se podría empezar a estabilizar a partir de mayo pero tendría un pico mundial en marzo y abril (si no se convierte en una pandemia). Por ahora “cayó la bolsa de valores por el temor de que el virus se expanda y llegue a países con débiles instituciones y sistemas de sanidad que no son tan organizados como China o Japón, que pueden tomarse su tiempo para que lleguen a vivir una crisis”, agregó el docente. Aún así, las proyecciones indican que la economía mundial crecería menos este año 2020, un 0.5 % menos según la OCDE [1] de lo que hubiera crecido si no se hubiera presentado esta situación (2.4 % anual en vez de 2.9 %) suponiendo que la crisis se supera antes de mitad de año, si se prolonga el problema la economía mundial crecería menos. 

 


[1]  https://elpais.com/economia/2020-03-02/la-ocde-rebaja-a-24-el-crecimiento-en-2020-por-el-coronavirus.html

En Latinoamérica, aunque los vuelos aún no están totalmente restringidos, sí se ha cancelado la mayoría de los que van hacia países asiáticos, debido a que China, por ejemplo, se encuentra en cuarentena. Personas que tenían sus vidas en estos países no han podido devolverse a la vida que han construido fuera de su país de origen y ahora se enfrentan a la inminente llegada del virus, cuyo paciente cero no aún no ha sido identificado.
 

Las cancelaciones


Con casos confirmados en Estados Unidos, México, Chile, Ecuador, Argentina y Brasil, las aerolíneas han optado por disminuir el número de vuelos para evitar los contagios. En los aeropuertos internacionales los protocolos son cada vez más severos y los vuelos escasean.
 

En Europa, al menos 80 aerolíneas ya no viajan a los que hasta hace unos meses eran los países más apetecidos para el turismo; la cancelación de un evento deportivo como el Giro de Italia fue un golpe comercial del que este país no tendría cómo recuperarse debido a su fuerte inestabilidad política, que no le ha permitido crecer económicamente. Por ahora, las aerolíneas Vueling y Ryanair han cancelado vuelos con Italia por el coronavirus, mientras que British Airways, Lufthansa y EasyJet están restringidas.
 

Pero no solo Italia está en esta situación: Israel prohibirá la entrada de turistas procedentes de varios países europeos, entre ellos de España; China por su parte dejó en suspenso cerca del 80 % de las conexiones aéreas con el mundo.
 

Pero no solo el ciclismo se ha visto afectado: estrenos de películas previamente anunciados y rodajes que se tenían previstos en distintas partes de este continente han tenido que ser aplazadas. Por temor al coronavirus en Alemania se suspendió la Feria Internacional del Turismo que se realizaría en Berlín y a la que ya habían confirmado 10.000 empresas de todo el mundo. Francia canceló el Salón Mundial de Turismo de París que esperaba a 5.000 personas, y el mítico Carnaval de Venecia, en Italia, tampoco se pudo celebrar.
 

Sin embargo, una de las máximas preocupaciones tras el brote y expansión del virus tiene que ver con los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Según el Comité Olímpico Internacional (COI), el evento deportivo más importante del mundo se realizará tal y como se tenía previsto, es decir entre el 24 de julio y el 9 de agosto.
 

“Si los juegos no llegan a darse este sería un gran golpe para Japón debido a todo el dinero que ha invertido en ellos, pero es claro que allí todavía no se sabe cuándo se va a alcanzar el pico de infectados por coronavirus”, aseveró el doctor Aquino.

También en este especial

Relacionados

2946,3047,1567,505,1160,990

Un análisis encendió la alerta sobre el COVID-19 al referirse a él como una “sindemia” y no como una pandemia. El profesor Juan Carlos Eslava, del...

A few days ago, the prestigious journal medical The Lancet published an editorial with a controversial header “COVID-19 is not a pandemic” 1. Beyond...

El reporte más reciente del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) mostró que durante la pandemia por el COVID-19 una cuarta parte...

Hace pocos días la prestigiosa revista The Lancet publicó un comentario editorial con el provocador título de “COVID-19 no es una pandemia”1. Más allá...

The capital of the Province of Amazonas has close to 50,000 inhabitants and 100,000 visitors a year and has the intention of turning into a national...

Consejo Editorial